Huétor Vega arrasa en la final de voleibol de los Juegos Provinciales

Huétor Vega arrasa en la final de voleibol de los Juegos Provinciales
  •  

El equipo de voleibol masculino de Huétor Vega se alzó con el campeonato de los Juegos Provinciales de la Diputación de Granada tras vencer a Almuñécar por dos sets a cero en un encuentro con claro dominio hueteño. Con esta victoria ponen el colofón a una temporada donde han demostrado un gran nivel de rendimiento y sólo han registrado un partido perdido a lo largo de toda la competición.

La final fue justa con los contendientes, al encontrarse en este último encuentro los dos equipos más regulares del campeonato, primer y segundo clasificado de la fase de liguilla, lo cual hacía prever un duelo emocionante por la victoria definitiva. Los resultados avalaban la condición de Huétor Vega como favorito, pero la anterior cita donde se vieron las caras con Almuñécar, resultó un partido duro y disputado, prometiendo otro intenso encuentro en la final.

Sin embargo las gradas de la Ciudad Deportiva de Armilla fueron testigos de un encuentro donde Huétor Vega hizo gala una vez más del buen momento de forma que atraviesa, ante un equipo sexitano que parecía haber tirado la toalla antes de empezar el partido. Los hueteños mantuvieron el control y marcaron el ritmo a lo largo de todo el partido, donde estuvieron en todo momento por delante en el marcador. Parecía que les habían tomado bien las medidas al conjunto costero, empezando por los centrales Flores y López Fernández, en el primer set, y López Galera en el segundo, que consiguieron anular en el bloqueo el juego del mejor atacante de Almuñécar.

Esto puso en aprietos a los sexitanos que se encontraron con dificultades para armar su ataque. Con un estilo de juego con una impronta clara del voley-playa, el conjunto de la Costa Tropical se valió en numerosas ocasiones de fintas para esquivar los bloqueos y buscando los huecos de Huétor Vega. No obstante, la defensa hueteña estaba preparada y prevenida para ante este tipo de jugadas y a Almuñécar empezaron a agotárseles las ideas para levantar el set.

Los de Huétor por su parte iban sumando puntos gracias a un juego ordenado, con una superioridad clara en la red, y un buen ataque donde destacó la contundencia del remate de François Carrez, que abrió agujeros en varias ocasiones en la defensa rival. Sin embargo estos aciertos fueron contrarrestados por numerosos errores desde la línea de saque, donde regalaron demasiados puntos para conseguir una amplia brecha en el marcador, que llegó al final del primer set con el resultado de 25-20 a favor de Huétor Vega.

La victoria de Huétor Vega fue especialmente celebrado en tanto que todos los jugadores tuvieron la oportunidad de poner su grano de arena sobre la pista. En el segundo set entraron con energías renovadas Iván Velasco en sustitución del colocador Raúl Reyes; Joaquín Sánchez como opuesto en el lugar de Wouter Rademaker y López Galera por López Fernández, en el puesto de central. Sin embargo la dinámica no cambió, e incluso se acentuó aún más el dominio de los hueteños en la segunda parte. En esta ocasión, buena parte de los puntos vinieron de la mano del remate de Joaquín Sánchez, que firmó una buena actuación desde zona dos, mientras que en lado opuesto Carrez y Robles mantuvieron la eficacia del primer set. Almuñécar por su parte se mostraba noqueada e incapaz de reaccionar ante el juego de Huétor que iba abriendo una brecha insalvable.

Con una amplia ventaja Huétor Vega alcanzó el ecuador del set, donde realizó su último cambio para dar entrada a Suzanne Rutten y descanso para François Carrez. Rutten se convirtió entonces en el objetivo de los saques sexitanos, pero tampoco así lograron desmontar la sólida defensa hueteña, que se mantuvo firme hasta el resultado final 25-17 con el que Huétor Vega se hizo con el set, el partido y el trofeo de los Juegos Provinciales.

Esta victoria culmina una trayectoria ascendente para la plantilla, que ha ido creciendo en equilibrio, madurez y recursos hasta alcanzar el final de la temporada mostrando un excelente nivel de juego.