Los escolares analizan el mapa de balizas en el parque de La Nava.
Los escolares analizan el mapa de balizas en el parque de La Nava. / DIEGO LUZ

Un laberinto, un mapa y mil buscadores de balizas

  • Huétor Vega se sumó al Día Mundial de la Orientación con actividades para familias y centros educativos en el parque de La Nava

El parque de La Nava, situado en el centro cardinal de Huétor Vega, es casi tan laberíntico como la famosa película de David Bowie en los ochenta. Un escenario perfecto, sin necesidad de montajes ni postizos, para poner a prueba el sentido de la orientación. Cuestas en curva, caminos de baldosas amarillas, columpios inesperados, vegetación omnipresente o la visión en relieve del pueblo desde el puente de Doña Juana son algunos de los aditivos del entorno. Con ese marco, el municipio se sumó por primera vez a las actividades internacionales para celebrar el Día Mundial de la Orientación, el 24 de mayo.

El Ayuntamiento y el club deportivo Altera Aventura organizaban así una jornada intensiva a la que asistieron 900 alumnos de los centros educativos de la localidad (por la mañana) y numeras familias al completo (por la tarde). En total, doce horas de diversión. El objetivo era simple: encontrar las balizas repartidas en el mapa en el menor tiempo posible. Después, el premio: un refrigerio, que el calor ya aprieta. Los escolares de los colegios Mariana Pineda y el Virgen de las Angustias, los pupilos de primero y segundo del IES Los Neveros, así como los procedentes del Centro de Educación Especial Purísima Concepción, sudaron la camiseta para cumplir la misión. Es decir, niños desde tres años, adolescentes y padres dispuestos a afrontar los desafíos de las rutas, que se llevaron a cabo por grupos. La inscripción, además, era gratuita.

Evento internacional

«Los chavales llegaron diciendo ‘yo me pierdo aquí’, pero al final todos están terminando el circuito. En las pruebas previas aprendieron a picar las balizas en los colegios», comentaba Felipe Josafat Velázquez, coordinador de la iniciativa. El técnico del Ayuntamiento hueteño recordaba sus años mozos dando vueltas a los dos kilómetros cuadrados del parque de La Nava.

A modo de entrenamiento, los colegios acogieron semanas antes pequeñas pruebas de orientación en las pistas polideportivas. En esa ocasión, los alumnos debían aprender a localizar las balizas colocadas en un recorrido intrincado con la única referencia del mapa. El Día Mundial de la Orientación (WOD) es una apuesta de la Federación Internacional de Orientación para incentivar la práctica de este deporte entre los más jóvenes. Con esta actividad, Huétor Vega se suma a los más de 1.800 eventos de orientación que se desarrollan en cincuenta países del mundo el 24 de mayo.